Destacados

ver más
Día sin clases: Oportunidad para hacer el bien.POR Colegio Adventista de Iquique
008/04/2019

Clases canceladas, pero la solidaridad de los alumnos de 3° y 4° medio fué mas fuerte, en beneficio de las personas en situación de calle.

Colegio SaludablePOR Colegio Adventista de Iquique
Primer 5º Sábado 2019POR Colegio Adventista de Iquique
Semana de Bienvenida 2019POR Colegio Adventista de Iquique
INTRODUCCIÓN A LOS PROTOCOLOSPOR Colegio Adventista de Iquique

Banners

Lectura Bíblica: Jueces 8

Gedeón somete a Madián

1 Y los de Efraín dijeron a Gedeón: “¿Qué es esto que has hecho de no llamarnos a la guerra contra Madián?” Y lo reconvinieron fuertemente. 2 Pero él respondió: “¿Qué hice yo en comparación con lo que hicisteis vosotros? ¿No es el rebusco de Efraín mejor que la vendimia de Abiezer? 3 “Dios ha entregado en vuestras manos a Oreb y a Zeeb, príncipes de Madián, y ¿qué pude hacer yo comparado con vosotros?” Entonces el enojo de ellos se calmó con esas palabras. 4 Gedeón llegó al Jordán y lo cruzó con los trescientos hombres que traía consigo, cansados pero todavía persiguiendo. 5 Y dijo a los de Sucot: “Os ruego que deis a la gente que me sigue algún bocado de pan; porque están cansados, y están persiguiendo a Zeba y a Zalmuna, reyes de Madián”. 6 Los principales de Sucot respondieron: “¿Están ya Zeba y Zalmuna en tu mano para que hayamos nosotros de dar pan a tu ejército?” 7 Gedeón dijo: “Cuando el Señor haya entregado en mi mano a Zeba y a Zalmuna, trillaré vuestra carne con espinas y abrojos del desierto”. 8 De allí subió a Penuel y habló las mismas palabras. Y los de Penuel respondieron como los de Sucot. 9 Y él dijo a los de Penuel: “Cuando vuelva en paz, derribaré esta torre”. 10 Zeba y Zalmuna estaban en Carcor con su ejército de quince mil hombres que habían quedado de los orientales, porque habían caído ciento veinte mil hombres que sacaban espada. 11 Subió Gedeón por el camino de los que vivían en tiendas, al oriente de Noba y Jogbea, y atacó al ejército que estaba sin recelo. 12 Entonces huyeron Zeba y Zalmuna. Gedeón los siguió y prendió a los dos reyes de Madián, y el pánico se apoderó de todo el ejército. 13 Y Gedeón hijo de Joás volvió de la batalla por el paso de Hares. 14 Tomó a un joven de Sucot, que le dio por escrito el nombre de los principales de Sucot y sus ancianos, setenta y siete hombres. 15 Y entrando a los de Sucot, Gedeón les dijo: “Aquí están Zeba y Zalmuna, por los cuales os burlasteis de mí al decirme: ‘¿Están ya Zeba y Zalmuna en tu mano para que demos pan a tus hombres cansados?’ ” 16 Y tomó a los ancianos de la ciudad y los castigó con espinas y abrojos del desierto. 17 También derribó la torre de Penuel y mató a los de la ciudad. 18 Luego preguntó a los de Zeba y Zalmuna: “¿Qué aspecto tenían los hombres que matasteis en Tabor?” Y ellos respondieron; “Como tú, así eran, ni más ni menos. Parecían hijos de rey”. 19 Él les dijo: “Mis hermanos eran, hijos de mi madre. ¡Vive el Señor, que si los hubierais guardado con vida no os mataría!” 20 Y dijo a Jeter su primogénito: “Levántate y mátalos”. Pero el joven no desenvainó su espada, porque tenía temor, pues aún era muchacho. 21 Entonces dijeron Zeba y Zalmuna: “Levántate y mátanos tú; porque como es el varón, tal es su valentía”. Y Gedeón se levantó, y mató a Zeba y a Zalmuna. Y tomó las lunetas de adorno de sus camellos.

El Señor los gobernará

22 Los israelitas dijeron a Gedeón: “Gobiérnanos tú, tu hijo y tu nieto; pues nos libraste de la mano de Madián”. 23 Pero Gedeón respondió: “No os go­ber­naré yo, ni mi hijo. ¡El Señor os gober­nará!” 24 Y agregó: “Deseo pediros algo. Que cada uno me dé un zarcillo de su despojo”. Porque traían zarcillos de oro, por ser ismaelitas. 25 Ellos respondieron: “De buena gana te los daremos”. Tendieron un vestido y cada uno echó allí un zarcillo de su despojo. 26 Y esos zarcillos pesaron mil setecientos siclos (unos 19 kg) sin contar las planchas, joyeles y vestimentas de púrpura que traían los reyes de Madián, y sin los collares que traían sus camellos. 27 Y Gedeón hizo de ellos un efod, que guardó en Ofra, su ciudad. Y todo Israel se prostituyó tras ese efod, que fue tropiezo para Gedeón y su familia. 28 Así fue subyugado Madián ante Israel, y nunca más levantaron su cabeza. Y el país reposó durante cuarenta años en los días de Gedeón.

Muerte de Gedeón

29 Después Jerobaal hijo de Joás fue y habitó en su casa. 30 Y Gedeón tuvo setenta hijos que salieron de su muslo, porque tuvo muchas esposas. 31 La esposa concubina que tenía en Siquem, también engendró un hijo, y lo llamó Abimelec. 32 Y Gedeón hijo de Joás murió en buena vejez, y fue sepultado en el sepulcro de su padre Joás, en Ofra de los abiezeritas.

Israel vuelve a la idolatría

33 Después de muerto Gedeón, los israelitas volvieron a envilecerse en pos de los baales y se pusieron por dios a Baal Berit. 34 Se olvidaron del Señor su Dios, que los había librado de todos sus enemigos de alrededor. 35 Ni fueron agradecidos con la casa de Jerobaal, que es Gedeón, por todo el bien que había hecho a Israel.

Mayo de 2019

 

Volver

DomLunMarMieJueVieSab
2829301234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930311

Matrículas Abiertas

Plan Lector

BLOG PORTAL

Acceso a WebClass

SISTEMA ADMINISTRACIÓN ESCOLAR