Historia

La Iglesia Adventista del 7° Día es una institución que realiza en Chile y en todo el mundo una amplia labor formadora y contribuye a la elevación social, moral y cultural de los países en los que se inserta, realizando entre otras obras de asistencia social, espiritual, en salud y educación.

En el territorio nacional su acción educativa se centra en la mantención de Escuelas Básicas, Colegios de Enseñanza Media e Instituciones de Educación Superior en las que se reconoce el valor de la formación cristiana en la vida del educando como una forma de apoyar el desarrollo espiritual e instalar a través de un fundamento consistente y oportuno en la construcción del carácter de los estudiantes.

El sistema educacional de la Iglesia Adventista del 7° Día, en coordinación con la política Educativa nacional y a través de su Colegio Adventista de Iquique, se encuadra en los propósitos del Estado chileno y en los planteamientos de la superintendencia de Educación y agencia de calidad, cuya función es supervisar y controlar la entrega de un servicio educacional de calidad.

Respetando las exigencias del MINEDUC, pero manteniendo como pilar fundamental los principios de la Filosofía de la Educación Adventista, el colegio de Iquique busca instalar un proceso de mejora continua y espera como resultado un cambio sustantivo en la calidad de la enseñanza y aprendizaje que ofrece a todos sus estudiantes.

El Colegio Adventista de la comuna de Iquique es un establecimiento educacional confesional, de dependencia particular subvencionada con modalidad de financiamiento compartido, con 59 años al servicio de la educación.

En el documento que presentamos a continuación se plasma el Proyecto Educativo Institucional de nuestro querido Colegio Adventista Iquique, perteneciente a la Iglesia Adventista del 7° Día para el periodo 2014 – 2018.

Como colegio Adventista adherimos a los fundamentos de La Educación Adventista y en este sentido y como institución confesional buscamos impartir mucho más que un conocimiento académico, sino que además promover el desarrollo equilibrado de todo el ser —espiritual, intelectual, físico y social y procurar la formación de un carácter semejante al del Creador; estimular el desarrollo de pensadores independientes en vez de meros reflectores del pensamiento de los demás; promover una actitud de servicio al prójimo motivado por el amor, en lugar de la ambición egoísta; fomentar el desarrollo máximo del potencial de cada individuo; e inspirar en nuestros niños y niñas el valor por todo lo verdadero, bueno y bello”.

Los principios y conceptos del Modelo Pedagógico Adventista se resumen en las siguientes áreas:

  • Fundamentos y Principios del modelo pedagógico Adventista.
  • Objetivos generales y específicos del modelo pedagógico Adventista
  • Características del currículo de la educación básica y media
  • Perfil de los distintos estamentos: docentes, apoderados y alumnos

No tengas miedo, yo estoy aquí a tu lado, no decaigas, porque mi nombre te da las fuerzas, ¡Nunca voy a dejarte! ¡Mi poderosa mano te sostendrá por siempre!”

(Isaías 41:10